miércoles, 22 de enero de 2014

One Rainy day Morning

Encontrar el zapato que encaje con tu horma o venir perdido ya del río.
Que vuelen los pájaros de tu cabeza o tener ciento en una mano.

Puede que la culpa no sea de la gota sino del vaso, porque donde no hay nada no se puede meter más

O viceversa. 
No recuerdo bien. 

Quizás los grandes problemas necesiten muchas pequeñas soluciones.
Y que el consuelo esté en el 'podría ser mejor.'

Ser el rey ciego, o puesto, dando palos de tuerto en un país muerto.
________________________

Una de las cosas buenas que tiene el que esté madrugando tanto todos los días es que veo amanecer prácticamente todos ellos. Y es bonito eso de que alguien te dé los buenos días de esa manera.


Sigo corriendo detrás del bus día sí y día también.
Y no tiene pinta de que el conductor vaya a empezar a salir 5 minutos más tarde.

Pablo.


1 comentario :

  1. "Y es bonito eso de que alguien te dé los buenos días de esa manera."

    Me alegro de que estemos de vuelta, parece que va a ser un buen año... Empiezo a pensar que no hay nadie más fiel que el sol y, en parte, me da miedo decirlo muy alto por si decide marcharse también.

    Bailemos al ritmo de Wilco y vamos a tomarnos una cerveza pronto amigo.

    ResponderEliminar